Hemos tenido la suerte de poder sentarnos con Fabio Cabrera, director de carrera del Club La Santa Volcano Triathlon, donde nos desgrana todos los entresijos de esta emblemática prueba internacional, que forma parte también, del circuito de las Series Canarias de Triatlón, organizado por la Federación Canaria de Triatlón (Fecantri).

– ¿Cómo nace el Volcano Triathlon?

“Nace en 1984 un año después de la apertura de “La Santa Sport” (1983) que es como se llamaba en ese entonces el complejo (nosotros) antes de cambiar el nombre a Club La Santa.

Todas las actividades siempre se creaban con el fin de llenar las camas. Atraer clientela mediante el deporte y hacer que disfrutaran para que volviesen.

Podemos decir que Volcano Triathlon fue la primera gran apuesta de Club La Santa por un evento deportivo. Hasta haberse convertido en una prueba de carácter internacional y puntuable para las series de canarias de triatlón con 500 inscritos.

Luego le seguirían muchas otras pruebas de las cuales seguimos organizando  IRONMAN LANZAROTE, IRONMAN 70.3 LANZAROTE, Lanzarote International Running Challenge y 4 Stage MTB categoría UCI.

Mencionar como novedad este año el viernes día 3/05 incluimos Volcano Kids, un acuatlón para los más pequeños comprendidos entre 7-17 años. Que tendrán la oportunidad de participar en distintas categorías y distancias.

Esta primera edición de Volcano Kids cuenta con una acogida de más de 100 inscritos”.

– Cuéntanos  en que consiste la prueba, tramos, distancias

“La prueba consiste en un triatlón de distancia olímpica, es decir, 1.5k nadando – 40km de ciclismo y 10km de carrera a pie.

El segmento de natación se realiza en el lago de La Santa. Una vez fuera del agua los participantes tienen que recorrer una distancia de 250m aprox. Para llegar a la zona transición, ubicada en el campo de fútbol de césped natural donde se cambiarán y cogerán las bicicletas para comenzar con la segunda disciplina del triatlón, la bicicleta.

El segmento ciclista discurre mayormente por el municipio de Teguise, saliendo desde el resort Club La Santa, pasando por delante del pueblo Caleta de Caballo, cruzando el pueblo de Soo hasta llegar a la entrada de Caleta de Famara (donde gozarán de unas vistas increíbles del risco de Famara y a sus pies su famosa playa) para girar 180º y repetir este circuito 2 veces y volver a acabar en Club La Santa directo a la zona de transición para dejar las bicicletas y empezar con la tercera disciplina, la carrera.

El segmento de la carrera a pie transcurre dentro del municipio de Tinajo, en el pueblo de La Santa. Los triatletas una vez dejen sus bicicletas ancladas a los soportes saldrán de Club La Santa por toda la avenida Krogager hasta llegar a la entrada del puerto marítimo para girar 180º  y volver a realizar esta vuelta de 5km una vez más para poder cruzar el arco de meta”.

– ¿Cuál es el mayor reto que supone la organización de una prueba de estas características?

“El reto es mantener el nivel tan alto que nosotros mismos como organización nos exigimos. Que hacemos porque nos gusta y creemos que es como debemos de hacer las cosas para los participantes. Siempre asertivos para seguir mejorando, abiertos a opiniones y críticas constructivas de todas las partes implicadas o afectadas por el evento.

Intentar volver a repetir el éxito de cada año. Mantener la satisfacción de nuestros atletas pero de forma que para aquellos que sean repetidores se les renueve la ilusión y a los primerizos que vuelvan y repitan”.

– Trigésimo quinta edición y un éxito de participación, ¿A qué se deben estos resultados?

“Muchas gracias. Hay muchos motivos: hacer bien las cosas y creer en poder hacerlas, tener un grandísimo equipo humano detrás de todo es fundamental. A la cooperación de los ayuntamientos, vecinos, voluntarios, patrocinadores y los atletas que apuestan por nosotros de cualquier manera. Hay muchísimos factores que hacen posible estos resultados año a año”.

– Una prueba que cuenta de buena salud en cuanto a la participación. ¿Se sigue una progresión en cuanto al número de triatletas?

“Tenemos una estimación de atletas que no queremos sobrepasar para cuidar la prueba y mantener ese nivel del que estamos hablando. El número de inscritos que tenemos como máximo a día de hoy son seiscientos para poder asegurar una buena prueba, más de ese número tendríamos que replantear recursos e intentar esquivar algunas limitaciones naturales del recorrido”.

– Una prueba internacional con participantes de diferentes nacionalidades, ¿propicia esto que la Isla sea un destino turístico de alto nivel?

“Si, no solo turístico de sol y playa. Si no un destino turístico-deportivo como está reconocida la isla de Lanzarote.

Como ejemplo decir que así nace la marca European Sports destination que pretende dar a conocer Lanzarote como referente en el mundo de este sector: destino turístico-deportivo.

Nuestros estudios dicen que cada evento de los que organizamos no solo trae consigo al participante. También traen acompañantes (2,5) por un periodo de 4-5 días. Por lo que es evidente todo lo que repercute la organización de estos eventos ya asentados y de gran impacto turístico, económico y social”.

– ¿Se siguen sumando triatletas femeninas a la prueba?

“Si, cada vez son más las féminas que se inscriben. Este año tenemos 119, algo más que el año pasado. Muy contentos de que sea así y que se siga incrementando”.

– Mirando desde el punto de vista de una persona que quiera participar en una prueba de estas características, ¿Qué recomendaciones le darías en cuanto a su preparación, para afrontarla con éxito?

“Según su objetivo. Si es una persona que viene por primera vez a experimentar lo que es un triatlón de distancia olímpica le diría que venga a disfrutar y a hacer lo que ha estado haciendo durante su preparación.

Fundamental no hacer experimentos el día de la prueba. Que disfrute del ambiente y el contexto del triatlón. Club La Santa es el perfecto lugar para disfrutar de todo eso.

Si es alguien ya experimentado en el triatlón o ya ha hecho alguna prueba anteriormente aconsejarle sobre distintos puntos que pueden marcar la diferencia:

En el segmento de la natación mantenemos nuestra simbólica y tradicional salida en masa por lo que si el fuerte del participante es la natación que intente estar lo más adelante posible en la salida y lo contrario si es su parte menos fuerte.

En el ciclismo se pueden encontrar con fuerte viento lo que hará que su velocidad media se vea afectada. Este punto es uno de los más comunes para los que tienen de punto de referencia las velocidades medias de los entrenamientos. Los participantes llegan con las mismas expectativas y luego ven que no es así.

La parte de la carrera a pie está en perfectas condiciones para hacer una carrera rápida, teniendo en cuenta que se encontrarán 2 veces con una subida de aproximadamente 300 metros con un 15% de desnivel”.

– ¿Qué papel juegan los voluntarios en una prueba deportiva de estas características?

“El más importante. Sin los voluntarios no podríamos organizar ninguna prueba. Ellos son el alma que hay detrás el día de la carrera.

Como organizadores de una prueba deportiva somos los que tenemos la responsabilidad de atar todos los cabos para hacer que dicho evento ocurra. Y si el día de la carrera no contamos con voluntarios, por mucho que queramos sacar la prueba no saldrá como hemos prometido.

El voluntario es pasión, energía, ayuda de forma desinteresada…el voluntario es el que siempre está ahí cuando menos lo esperas. Al voluntario hay que agradecerle siempre de la mejor manera su implicación en los eventos. Hay que cuidarlos al 100%”.

¿Se tiene en cuanta la huella ecológica que genera la prueba, en cuanto al tema de residuos y demás? ¿Se hace algo en este sentido?

“Si. Los residuos más comunes son los ocasionados por la nutrición de los participantes. Geles, barritas energéticas, bidones de agua, etc. Tenemos que concienciar a los atletas a no tirar los residuos y guardarlos hasta que puedan hacerlo en los lugares indicados. Y tenemos que concienciar a los organizadores de pruebas a disponer de estos medios para su depósito.

Por nuestra parte antes de las carreras lo informamos en las reuniones técnicas, en las guías medioambientales que reciben y después de cada prueba tenemos un equipo que se encarga de supervisar las zonas por donde ha pasado la carrera y recoger posibles restos.

Concienciar de todo esto a los participantes es importante y prioritario dentro de la información que reciben, pues pueden denegar la realización de pruebas deportivas por tener expedientes negativos. En este caso por este motivo en concreto”.