Este fin de semana se disputa la quinta edición del Triatlón Sprint Guía de Isora, y para hablarnos de el, hemos compartido impresiones con Pául Santos, concejal de deportes del consistorio isorano y gran triatleta con numerosas participaciones en diferentes pruebas, así como triunfos como el Medio Enduroman Lanzarote 2012, tercer puesto en el Ocean Lava de 2014, o la cuarta plaza obtenida en el campeonato del mundo de larga distancia ‘Challenge  Samorín’, además de ostentar el título de mejor deportista de Guía de Isora en 2017

Quinta edición del Triatlón Sprint Guía de Isora ¿Orgulloso de formar parte de la organización de la misma?

“En las cuatro ediciones anteriores de esta prueba estuve del lado de los deportistas, participando en las tres etapas que la componen: la natación (750 m), el tramo de ciclismo (20 km) y la carrera a pie (5 km). Ahora afronto con mucho orgullo estar del lado de la organización de un bonito evento del deporte que tanto quiero y con el que disfruté durante una década. ¿Si me pregunta que si siento nostalgia por mi etapa anterior? Pues no lo voy a negar. Es muy divertido y emocionante la práctica del deporte. También muy sufrida y sacrificada. Se requiere mucha disciplina, muchas horas de entrenamiento y aprender a disfrutar tanto de las victorias como de las derrotas, pero ya lo dice el refrán: “sarna con gusto, no pica”. Ahora estoy conociendo los entresijos de la organización de un evento deportivo. Es un gran honor ser uno de los responsables de que el Triatlón Sprint de Guía de Isora se consolide en una cita anual en el calendario de los triatletas de Canarias y de otras partes del territorio nacional e incluso de fuera de España. Añoro no poder participar, no se lo voy a negar, pero me consuela que estaré haciendo muy feliz a los y las más de 150 triatletas que se han inscrito de nuevo este año, además de contribuyendo al fomento del turismo, de la economía local y del deporte en mi pueblo natal. Como deportista, a pesar del sacrificio diario de lo que eso supone, todo era muchísimo más fácil, te inscribías, pagabas una pequeña cantidad de dinero y competías en tu deporte favorito superando distintos obstáculos hasta llegar a la meta. Ahora la meta es distinta, que todo acabe bien, sin incidentes y que la organización de la prueba sea lo más exitosa posible. Pero en el fondo es lo mismo que competir, hay que superar una serie de obstáculos burocráticos, administrativos y económicos, para que el evento se pueda desarrollar: permisos, seguros, conseguir la infraestructura necesaria (tanto humana como material), contar con los espacios adecuados y en perfecto estado de uso (playas, carreteras, calles y paseos marítimos); invertir una determinada cantidad de dinero y combinarlo todo para que dé los mejores resultados posibles.

Se podría decir que ahora me doy perfecta cuenta de lo complejo que es organizar un evento. “No es soplar y hacer botellas” como algunas personas piensan. Por ejemplo, este año hemos tenido que retrasar la prueba casi dos meses por motivos de una obra que se está realizando en el paseo marítimo de Playa de San Juan, justo a la entrada del muelle pesquero, donde está situada la meta del triatlón. Finalmente la obra no ha llegado a entregarse a tiempo al Ayuntamiento antes de la prueba, pero hemos buscado una alternativa para instalar la meta en los alrededores y buscado una solución provisional para una parte del trazado de la carrera a pie (apenas 200 metros) al no poder hacerlo sobre el paseo en obras aún pendiente de pequeños remates. Como se ve, la filosofía del deporte se asemeja a la de un gestor político: hay obstáculos que superar, se buscan acciones para atacar el problema y, finalmente se aplica lo mejor de las soluciones encontradas para lograr el fin propuesto”.

¿Cuál es el mayor reto que supone organizar una prueba de estas características, donde se combinan tres disciplinas en dos escenarios distintos como son el agua y el asfalto?

“El mayor reto siempre es la coordinación y la seguridad sea lo más ágil y eficaz posible. Es decir, que el dispositivo que se monte para garantizar que no se produzcan accidentes que afecten a los triatletas -en cualquiera de las tres disciplinas-, a los trabajadores ni al público en general, además de que se causen el menor número de molestias al resto de la ciudadanía se desarrolle como está previsto en el plan de seguridad redactado al efecto. Que funcione bien todo el dispositivo que se despliega en distintos puntos de los tres circuitos de la carrera (playa, dentro del mar, en el sector de ciclismo -que incluye zonas de tráfico rodado- y calles y paseos del litoral de Playa de San Juan, supone un reto importe para el Ayuntamiento y para todo el equipo humano que está detrás de la organización. Este dispositivo -en el que participan cerca de medio centenar de efectivos, entre miembros de la policía local, bomberos voluntarios “Guaria” de Guía de Isora, el equipo de la Escuela Municipal de Deportes Náuticos, Protección Civil de Santiago del Teide, voluntarios de AEA, personal del Ayuntamiento isorano, personal de la empresa de emergencias Salvaser y voluntariado de distintos clubes deportivos del municipio- pretende evacuar o atender cualquier incidencia en un tiempo récord.

Mi preocupación está en que nada falle, pero estoy totalmente seguro que esta prueba mantendrá su estatus en cuanto a que tiene una de las mayores valoraciones por parte de los deportistas en materia de buena organización y muy alta seguridad. Lo puedo afirmar con rotundidad: he hecho muchísimas pruebas de este tipo en Canarias y fuera de las Islas, y el triatlón de Guía de Isora es uno de las de mayor seguridad y mejor organización de los que conozco. Buena parte del equipo que está detrás a es el mismo de las cuatro ediciones anteriores y conociendo el resultado de esas cuatro pruebas, hace que mi confianza sea plena y pueda dormir muy tranquilo. Todo va a salir muy bien, como siempre ha sido”.

blanos un poco del trazado de la prueba, y sus dificultades.

“Este año tiene la particularidad que nos hemos topado con una obra de gran envergadura que  se está terminando en la Avenida El Emigrante, en las inmediaciones del puerto pesquero de Playa de San Juan. La actuación no ha finalizado a tiempo para que el Ayuntamiento la pudiera recibir y tener plenas competencias sobre el paseo marítimo en esa zona en obras. Contábamos con que la obra estuviera finalizada a finales de septiembre, por eso modificamos la fecha del evento -que habitualmente abre las fiestas patronales de Guía de Isora a principios de septiembre- para finales de octubre, y finalmente no ha sido así por distintos problemas técnicos y retrasos en las obras. Esta circunstancia, como ya adelante anteriormente, nos obligó a modificar unos 200 metros del trazado habitual, justo frente a la entrada del muelle, donde ha estado en las ediciones anteriores la meta y el avituallamiento para los deportistas. No se podrá correr sobre el nuevo tramo de paseo, pero se hará sobre asfalto en perfectas condiciones, trabajos que fueron realizados esta misma semana. En definitiva, no estaremos todo lo cómodos que desearíamos, como en años anteriores, al reducirse el espacio disponible para la llegada, pero eso es un mal menor.

Desde el punto de vista deportivo, he de decir que el triatlón isorano tiene una particularidad que no tiene ninguna otra prueba de Canarias: es el sector ciclista. Se puede decir que se trata de una cronoescalada, con sus 9 kilómetros en subida, con su respectiva bajada posterior. Sales desde el desnivel 0 hasta los casi 600 metros en 9 kilómetros. La subida cuenta con un asfalto en perfectas condiciones tras las obras de mejora de los últimos años. La bajada es muy técnica y rápida, en la que prima mucho la seguridad (hay muchas curvas y te encuentras con ciclistas por el carril contrario que no se puede invadir). Por lo tanto, es una prueba muy atractiva para la gente que destaca en la bicicleta. La clave pues es el sector ciclista. Suelen ganarla deportistas que se les da muy bien el ciclismo, en especial los escaladores, y también los que arriesgan mucho en los descensos”.

Al ser un municipio con una afluencia de turismo notable, ¿La prueba es una aliciente más de cara al turista, suelen haber participantes de otras nacionalidades en la carrera?

“Es obvio que cualquier actividad deportiva requiere de otros sectores de la economía local, tanto los implicados directamente en el desarrollo de la prueba (tiendas de deportes, ferreterías, alojamientos, comercios de restauración, etc.). De hecho, muchas de las empresas colaboradoras con la carrera son del municipio, como por ejemplo la que suministra el agua para los avituallamientos, Aguaria Water; Bar-Restaurante El Aljibe; Bonaoro, Infisport , Actividades Náuticas de Tenerife, Calzados Kenia o Salón de Belleza Bohemia, entre otras aún por confirmar.

Estas pruebas que reúnen a cientos de personas de muchos puntos de las Islas e incluso de otras partes del país o del extranjero, influyen claramente a la hora de promocionar turísticamente el municipio para visitas futuras, porque los que vienen conocen restaurantes que les gustan o sitios donde quedarse, playas donde venir a disfrutar, rincones por donde pasear o senderos por donde caminar. En el Ayuntamiento tenemos claro que la promoción del municipio debe hacerse desde distintas áreas: Turismo, Cultura, Deportes, Desarrollo Local, etc. Las partes hacen el todo y todas influyen en las demás”.

¿Favorecen este tipo de eventos deportivos al comercio local debido a la afluencia de participantes y público, y en consecuencia al desarrollo del entorno?

“Mi respuesta anterior creo que responde a esta cuestión. Se trata de un evento con el que consigues que venga mucha gente de fuera del municipio, con ello consigues dar a conocer el pueblo a personas que quizás no lo conocían (ya sean deportistas o acompañantes). Por otro lado, los turistas y vecinos de la zona comprueban que hay actividades y un buen ambiente, que hay animación y movimiento. Por otro lado, la repercusión de la imagen de municipio turístico y que fomenta el deporte también es muy importante, ya sea con la organización de actividades y eventos deportivos o el patrocinio de estas”.

¿Se tiene en cuanta la huella ecológica que genera la prueba, en cuanto al tema de residuos y demás? ¿Se hace algo en este sentido?

“Considero que la huella ecológica es mínima. En todos los puntos de avituallamiento hay un equipo que se encarga de recoger y reciclar los vasos plásticos para dispensar agua a los triatletas que lo precisen. El impacto en el circuito de natación es mínimo y solo afecta a una franja de 350 metros de largo por 6-10 metros de ancho al paso de los nadadores durante apenas 15-20 minutos. Habrá dos embarcaciones a motor que solo su usarán en caso de emergencia, el resto son piraguas o kayacs a remo (sin ruidos molestos para la fauna marina de la zona). En las zonas clave del evento, como la meta, habrá distintos contenedores donde separar los residuos para su correcto reciclado posterior. Al acabar la competición se hace un repaso general por los tres sectores del triatlón por si se aprecian residuos. Todo queda recogido, limpio y en perfecto estado el mismo día de la prueba. Además en la normativa general de la prueba ya se le advierte a los participantes que uno de los motivos por los que pueden ser descalificados es el tirar a la vía pública cualquier tipo de residuo, ya sean envoltorios de las barritas energéticos o cualquier otra cosa. Por otro lado, sé que la mayoría de deportistas son gente educada y concienciada con el comportamiento ecológico. Ya va calando lo de que “no tenemos un Planeta B”.

Por otro lado, aunque durante la prueba no habrá ninguna acción específica de concienciación medioambiental, a lo largo del año, el Ayuntamiento, a través de sus áreas de Medio Ambiente, Turismo, Formación y Ocio o Desarrollo Local, lleva a cabo diferentes iniciativas en esta materia”.

La respuesta ha sido muy positiva en cuanto a la organización y a la prueba en si, por parte de los triatletas, y se ve en el número de inscritos que figuran ya ¿dónde radica el éxito?

“La clave está en hacer las cosas bien, como se ha hecho en años anteriores. Alcanzar la cifra de 158 inscritos no es fácil. Contando además que en próximos días se celebrará una prueba muy importante en Lanzarote valedera para el Campeonato de Canarias de esta disciplina, y muchos triatletas han preferido reservarse para ella. Aún así estamos muy contentos con el elevado número de inscritos, de hecho vienen algunos de los deportistas de alto nivel en Canarias, como son Raúl Leocuona – actual campeón de las Series Canarias de Triatlón-, David González (quinto en el último Ironman Extremo de la Isla de Man, en Reino Unido), Dácil Hernández (campeona de Canarias), entre otros. En cuanto a la participación de los deportistas locales, también estamos muy satisfechos. Tomarán parte alrededor de 40 vecinos de distintas partes del municipio, tanto de la costa, de las medianías como de la zona alta. Logrando además otro de los objetivos del Ayuntamiento: el fomento de la actividad física y deportivo. Y con todo ello seguiremos haciendo honor al lema de la Concejalía de Deportes que tengo el honor de dirigir ahora, continuando la gran labor de mi antecesor, José Rivero: -Guía de Isora, deporte de costa a cumbre-”.